#DíadelaMemoriaenCMZ: Cinco canciones que desnudan a la última Dictadura militar

Generales

Tras el gobierno de facto que comandó los hilos de la Argentina, desde marzo de 1976 hasta diciembre de 1983, hubo una oleada de artistas dispuestos a denunciar el genocidio ocurrido con el objetivo claro: que Nunca Más vuelva a ocurrir.

En este marco, hoy te traemos cinco temas destinados a contarles a las generaciones venideras qué fue lo que ocurrió durante el mal llamado Proceso de Reorganización Nacional.

“Represión”, de Los Violadores:
Esta canción formó parte del disco homónimo debut de la banda editado a finales de 1983. La letra explica cómo la política represiva de la Junta Militar invadió toda la esfera social y cultural de la Argentina.

“Detestamos a la represión, nos burlamos de la represión, nos cagamos en la represión”, cierra la elocuente copla. Los Violadores fueron la primera banda punk argentina que enfrentó desde sus canciones a la Dictadura y así lo hicieron saber con este tema.

“La memoria”, de León Gieco:
Esta canción, lanzada en 2001, tuvo como objetivo reflexionar acerca de cómo las atrocidades perduran en las memorias colectivas de los pueblos.

Durante la balada que formó parte de “Bandidos Rurales”, Gieco denuncia cómo con el Mundial ‘78 taparon los asesinatos cometidos a la vez que enaltece las figuras de los curas tercermundistas que enfrentaron a los militares.

El León santafesino apuntó a más y agregó una estrofa para denunciar las otras heridas que aún siguen abiertas en nuestra sociedad: “Todos los muertos de la A.M.I.A. y los de la Embajada de Israel, el poder secreto de las armas, la Justicia que mira y no ve”.

“Indultados”, de Kapanga:
Formó parte de la segunda placa de estudio de la banda quilmeña, “Un asado en Abbey Road”. En esta canción el “Mono” Fabio enumera a los cabecillas de la última Dictadura para finalizar con la consigna “Ni olvido ni perdón, juicio y castigo”.

Este tema contó con la colaboración de Andrés Giménez, cantante de la emblemática banda A*N*I*M*A*L*.

“Canción Inútil”, de Attaque 77:
Este es sin dudas el mejor homenaje a aquellos jóvenes que ingresaron en la militancia política en la búsqueda de sus padres secuestrados, y desaparecidos, por los genocidas.

“Aunque la vida nadie nos va a devolver, prevenir es curar y luchar el remedio”, reza Ciro Pertussi a fines de los noventa para enaltecer la figura de la organización H.I.J.O.S. (Hijos contra la Identidad y la Justicia contra el Olvido y el Silencio).

“Pensé que se trataba de cieguitos”, de Los Twist:
Con el humor como estrategia, la banda liderada por Pipo Cipolatti describió una modalidad muy utilizada en esa época nefasta, la razia.

Con los cieguitos, Cipolatti se refería a los militares de civil que se encargaban de detener arbitrariamente a jóvenes en las calles del país. Años más tarde el autor confesaría que la canción tuvo gran parte de autobiográfica ya que él sufrió una situación similar de la que logró salir ileso “gracias a tener un padre policía”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *